Malas localidades

tomen asiento

El hombre invisible no pagaba entrada, pero se veía obligado a sentarse en las primeras filas o en las butacas de los extremos laterales.

5 pensamientos en “Malas localidades

  1. Enric

    No seas duro con el chico, JM, que este ya está en fase irreversible.

    Joe y Claudio, definitivamente veo que habéis nacido para ser hombres invisibles.

    Cierto, Verónica, siempre es más fácil sentir que tener que explicar ese sentimiento.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Emoticons Smile Grin Sad Surprised Shocked Confused Cool Mad Razz Neutral Wink Lol Red Face Cry Evil Twisted Roll Exclaim Question Idea Arrow Mr Green